STEP BY STEP

¡Creando hábitos saludables!

Bueno, primero que todo es importante saber que cuando vemos a chicas que ya tienen un mayor control sobre la comida y la ansiedad, teniendo buen ánimo y motivación la mayor parte del tiempo es porque llevan años entrenando y manteniendo un estilo de vida más saludable y equilibrado. Si eres de las personas que les cuesta mantener la constancia y motivación ¡NO TE PREOCUPES! Es totalmente normal y todos comenzamos de la misma manera.

Es muy normal pensar que hay que dejar absolutamente todos los malos hábitos de la noche a la mañana, pero la realidad es totalmente diferente. Todo cambio es progresivo y el crear hábitos saludables también debe ser realizado paso a paso. Comienza por cosas pequeñas y que sean fáciles de cambiar/añadir/quitar de una semana a otra. No es necesario que cambies absolutamente todo la misma semana, pero si debes proponerte metas a corto y largo plazo.

Acá te dejo una pequeña lista de cambios de hábitos simples que puedes comenzar a hacer que tal vez no habías considerado.

  • La calidad del sueño es sumamente importante. Está directamente relacionada con la perdida de peso, estrés y ansiedad. Procura dormir mínimo 7 horas durante la noche y que sea un buen sueño.
  • ¿Sabías que el agua ayuda a eliminar líquido retenido, a tener una mejor digestión, combate el dolor de cabeza y ayuda a controlar los antojos producidos muchas veces por el estrés y/o deshidratación? ¡Así es! El agua es maravillosa. Bebe agua en pequeñas cantidades, pero durante el día completo. Verás como muchas cosas comienzan a cambiar.
  • Comienza a entrenar pocos días a la semana. No es necesario que entrenes 5-6 días si nunca lo haz hecho antes. Comienza entrenando 3 veces a la semana, rutinas de cuerpo completo y una vez que te hayas hecho el hábito de hacer actividad física, añade 1 o 2 días. Como más te acomode.
  • ¡EL TIEMPO ES ORO!, pero tu salud también. Muchas veces por no tener tiempo de cocinar optamos por opciones rápidas y/o alimentos muy procesados. Hazte el tiempo e intenta dejar tus comidas y meriendas hechas para 3 días. De esta manera no estarás picoteando por ahí y te asegurarás de que tus comidas son saludables y hechas con mucho amor.
  • ¡MUÉVETE MÁS! Entrenando o haciendo cardio no son las únicas actividades en las que el cuerpo gasta energía. El cuerpo necesita energía para todo. Desde respirar hasta ordenar la casa. Esto quiere decir que quemas calorías todo el día. Caminar al trabajo, subir las escaleras en vez de usar el ascensor, pasear a tu mascota por un tiempo más prolongado o bailar en tu pieza son algunos cambios simples que puedes ir implementando que te ayudarán a quemar más calorías sin darte
    cuenta.

Como vez estos cambios son sumamente sencillos de realizar, pero son cosas que te ayudarán a comenzar de alguna manera. Cuando estos puntos ya sean hábitos para ti, anda añadiendo otras metas que te seguirán ayudando a conseguir tus objetivos.

¡La clave de todo es la constancia y paciencia!

Leave a Comment

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *